Los “paquetes vacacionales” son aquellos que engloban varios servicios dentro de un mismo viaje. Los viajes combinados normalmente son gestionados por agencias de viajes donde vinculan vuelos con hoteles y a veces suponen un problema para el consumidor.

La Ley General de Defensa de los Consumidores y Usuarios (LGDCU) regula los viajes combinados siempre y cuando:

  • El viaje tenga una duración de más de 24 horas
  • No se trate de viaje de “negocios” sino que sean viajes de ocio

Todos los viajes combinados deben contener un formulario con la información normalizada relativa a las principales características de los servicios del viaje, dirección del organizador y del minorista, precio total del viaje, modalidades de pago, entre otras cuestiones esenciales establecidas por la ley.

Asimismo, esta información debe estar en un lenguaje sencillo y claro.

Pero, ¿Qué ocurre si se incumple alguno de los deberes de los organizadores y minoristas de viajes combinados?

En caso de incumplimiento contractual responden solidariamente, pudiendo el consumidor afectado dirigir su reclamación ante el organizador o ante el minorista, cayendo la carga de la prueba sobre ellos respecto del cumplimiento de sus obligaciones.

Cualquier falta de conformidad con la prestación de los servicios debe ser notificada a los fines de ser subsanada por el organizador o el minorista.

De cancelarse el viaje o modificarse de forma significativa, el viajero tiene derecho al rembolso de los gastos necesarios para la subsanación de la falta de conformidad, o, en su caso, poner fin al contrato sin ninguna penalización, y solicitar una reducción del precio como indemnización por los daños y perjuicios ocasionados.

¿Qué ocurre si no puedo viajar como consecuencia ocasionada por el Covid-19 u otra enfermedad que me impida viajar?

Hay momentos en nuestra vida que por causas sobrevenidas nos fuerzan a cancelar o anular un viaje que teníamos contratado: una enfermedad repentina, una intervención quirúrgica, el fallecimiento de un familiar… Se considera que en ese caso estamos ante una cancelación por causa de fuerza mayor.

Su fuera esta la situación y el viajero así lo justifica, puede recuperar todas las cantidades pagadas sin ninguna penalización. Está situación también se aplica para los viajes combinados, es decir, cuando se combinan dos o mas servicios de viajes en un único contrato por el total de los servicios o cuando se realiza contratos con diferentes proveedores.

¿Cuál es el plazo que dispongo para evaluar que estoy conforme con la compra que he realizado?

El tiempo que se establece para evaluar la conformidad y durabilidad de un producto, es decir, el tiempo estimado para analizar la capacidad que tiene un bien adquirido para mantener las funciones y rendimiento requeridos en condiciones normales de utilización, se llama garantía.

Durante el periodo de garantía el empresario debe reembolsar el precio pagado o sustituir, reparar o prestar un servicio de mantenimiento relacionado con el bien o el contenido o servicio digital, en caso de que no se cumplan las especificaciones o cualquier otro requisito no relacionado con la conformidad del bien o del contenido o servicio digital con el contrato, enunciados en la declaración de garantía o en la publicidad, disponible en el momento o antes de la celebración del contrato.

El periodo de garantía se estableció en 2 años, no obstante, con la nueva reforma de la LGDCU, desde el 1 de enero de 2022, el plazo se ha visto ampliado a 3 años.

¡No te preocupes! Si tienes que cancelar tu reserva por una emergencia o una causa de fuerza mayor, podemos ayudarte, no dudes en ponerte en contacto con nosotros al email: clientes@easytelecomlaw.com